Todo depende

Estábamos en trancón de sábado, yo creía que la ciudad estaría sola, porque muchos aprovecharían el puente, pero me equivoqué.

En otra parte de la ciudad llovía muy fuerte, el cielo estaba oscuro, pero desde mi ángulo se alcanzaba a ver un pequeño triángulo azul, así que pedí el favor de que le tomarán una foto, porque me pareció exótico el contraste.  Cuando la recibí dije: “pero, por qué me la enviaste a blanco y negro?” la necesitaba original, sin efecto. Y me respondieron, está tal cual, desde dónde la tomé, salió así!!!

Todo depende…

Anuncios

2 mensajes para el festivo

Hoy me compartieron este video, es de los que me gustan, cortos pero de impacto, sin repetir muchas veces el mismo mensaje con diferentes palabras, o sin que las frases salgan escalonadas como pensando que el suspenso hará interiorizar más el contenido.

He extractado 2 mensajes que me parecen claves y que quiero compartirles:

  • “La mejor forma de estar preparados es valorando la diversidad como parte de lo cotidiano”

Y pensar que todavía nos cuesta tanto, queremos seguir los modelos que nos muestran las redes o la TV, a veces sin darnos cuenta.  Queremos imponer “la forma correcta” y a veces no tenemos la apertura de ver la otra forma, y se dan discusiones o hasta crimenes por no estar preparados, por no tener la capacidad de valorar y probar la diversidad ofrecida.

  •       Curarme, fue aprender a convivir con lo que me pasa, lo que hace falta hacer es simple:

motivator31c54e989a1a7750c9a0043f05071806525d4f81

A veces creemos que las enfermedades o situaciones atípicas del cuerpo se deben atacar, y realmente lo primero que se debe hacer es aceptarlas, o convivir de la mejor manera, la fácil con ellas.

El video completo lo pueden ver en este link:

blob:https://web.whatsapp.com/9fa3b41b-0b37-47d7-9ea9-2e6c2ef7d9e8

El poder de la espera

Estábamos haciendo fila para la máquina de café, unos buscándolo desesperadamente para espantar el sueño, otros como pretexto para hacer una pausa activa y levantarse de su puesto, yo para matar tiempo y mirar por la ventana qué pasaba en el entorno, a veces veía trancón, otras veía la lluvia, y en otras las calles desoladas.

Ese día, llegó un joven nuevo al espacio, mientras cada uno estaba en su meditación, él llegó muy conversador, quería socializar, tal vez estaba bloqueado con la actividad que estaba haciendo y necesitaba despejarse.  En medio de la charla, nos planteó su interrogante, ya casi era mi turno para seleccionar el capuccino con vainilla, cada uno dijo espontáneamente su percepción frente a la pregunta del joven, hasta se creó una buena tertulia.  Al final, él dijo: “ya tengo una luz sobre qué hacer”, muchas gracias por toda su ayuda”, el resto sonreímos, los que ya tenían su café continuaron su camino, los que apenas llegaban a la fila querían entender del tema y yo ya no recuerdo cuál fue el asunto que resolvimos porque fue hace muchos meses, pero si entendí que a veces hacer fila y esperar tiene su lado positivo, un poder invisible para algunos y lleno de luz para otros.

Espera de un café

Y a ti, ¿te ha pasado algo curioso mientras esperas?

Si quieres compártelo, a veces es bueno saber qué hay al otro lado!

PEKIAVENTURAS

Hace algún tiempo, una ex compañera de trabajo me decía: “cuéntame alguna historia tuya que siempre me haces reír”, y unos días atrás, mi hijastra, aunque no me gusta llamarla así, resultó con algo parecido, y me preguntó si me había pasado algo en los últimos días que fuera chistoso, que si había vuelto a tener alguna “pekiaventura”, yo algo extrañada y pensando en que son cosas de la edad, le conté una historia cotidiana, como por variar con MOKA la mascota, que se ha convertido en mi compañera más que fiel (es algo intensa).  Al finalizar la historia, solo escuché un grito de la carcajada que Mariana soltó y luego tuve que seguir repitiendo la anécdota a otros conocidos, aunque mi esposo también la presenció, me decía: “cuéntela usted mejor”, así que aquí va:

Definitivamente tenemos mucho que agradecer por tener la posibilidad de “hablar”, que impotencia para un pobre animal sin poder decir lo que le pasa, así que si alguna vez tienes algo guardado o atrancado, no te quedes con él, EXPRÉSALO!!!

 

Y se acaba Octubre

Esta frase me la encontré en un práctico ebook que estoy leyendo, es de Don Quijote y aunque no recuerdo casi nada de esa obra, ahora la veo con otros ojos.  Me pareció perfecta para este fin de mes, un Octubre bastante frío, empezando por el aguacero del lunes 2.  Un mes lleno de temas de salud para mi entorno, circunstancias que de una u otra forma, nos hacen reconectarnos con la VIDA y lo que hacemos “de” y “en” ella.

motivator282eb11ea8ccbddb1b96edf74ff673bcb9a80416

Solo para mujeres suceso # 2

Si deseas escuchar la historia en audio:

Era mi cuarta visita a la Tesorería de la Alpujarra, mi objetivo estaba claro: obtener un paz y salvo.  En ocasiones anteriores mi reacción hubiera sido muy distinta frente a la situación, me hubiera ofuscado, les habría dado un pequeño discurso sobre las fallas que observé y viví en sus procedimientos, habría cambiado el tonito en mi interacción y todo lo que eso podría haber desatado por aquello que llaman el efecto dominó, por la acción – reacción o porque la violencia genera más violencia.

En esta oportunidad, decidí ensayar otro método, conservar la calma, esperar, no cuestionar, seguir las indicaciones de lo que me pedían sin refutar, insistir amablemente y por último exaltar el trabajo de esos funcionarios, darles reconocimiento, ponerme en sus zapatos.  Gracias a esta estrategia, las cosas empezaron a fluir, me dijeron que harían todo lo posible por entregarme el documento que necesitaba y cuando me faltaba poco para tenerlo en mis manos…una última prueba: primero llegaron a cantar un cumpleaños y partir torta, el ambiente se tornó relajado, hasta para hacer chistes y luego llegó una señora de taquilla a pedirle a quien me estaba atendiendo que por favor le explicara a una chica con acento de alguna parte de la costa, por qué debía pagar X suma en sus facturas.  El joven al ver mi paciente cara, después de aguantarme la guachafita de celebración, me pidió autorización para interrumpir la expedición de mi añorado papel, para atender la joven que tenía cara de angustiada, yo accedí, porque ya por los lados había escuchado la conversación previa de él con la funcionaria de la taquilla y pensé que la despacharía rápido, sin embargo, a los pocos minutos ella se acercó, empezó por agradecerme el espacio y continuó con el funcionario diciendo la siguiente frase: “mira, a mí por favor explícame bien despacio, que yo soy bruta y saqué permiso en el trabajo para venir a esto”.

Yo ante semejante declaración y maltrato no sabía que pensar ni sentir, cómo era posible que en dos semanas me hubiera enfrentado a las cosas que algunas veces hacemos las mujeres frente al género masculino, me dieron ganas de decirle, que podía solicitar una explicación con dignidad, que antes de pedir permiso en su empleo y armar semejante show, podía usar algo de su cabeza, podía llamar a una línea o ingresar por algún canal de atención en la página y radicar un reclamo, en fin, un buen número de alternativas, antes que ir y declararse como una incapaz frente a unos desconocidos.

Me quedé triste por ella y por mi género, meditabunda sobre cuántas más habrán así, creo que mi expresión cambió tanto que el chico que me estaba atendiendo terminó explicándome el caso de ella.  Por último, decidí pasar la página y volver al punto donde me había quedado y en el que por fin tuve el bendito paz y salvo en mis manos y pude regalarle a él mi gran sonrisa, no recuerdo que le dije, pero él me respondió: “A nosotros nos hacen muy felices cuando ustedes se van así”.

VLUU L200  / Samsung L200

SOLO PARA MUJERES SUCESO # 1

Durante los últimos días he observado comportamientos extraños en otras mujeres, o tal vez para mí lo sean y para ellas u otras de ustedes sea muy normal.  El primero me ocurrió en un parqueadero, cuando me dirigía a retirar el vehículo me estresé un poco porque no me dijeron tiene 15 o 10 minutos para salir, sino “tiene 7 minutos”, me sentí en una prueba sicotécnica contra reloj y pensé: “por lo menos lo tengo cerca a la salida”, cuando las circunstancias me sorprendieron con un obstáculo, era una señora en una camioneta Renault Duster de color vinotinto tratando de parquear en reversa y advirtiéndole al colaborador del parqueadero que le debía decir si giraba a la derecha o a la izquierda, y él en su típica jerga del gremio le decía enderezcala y le hacía señas con sus manos, ella un poco enfurecida porque él no hizo caso de su solicitud le insistía, “pero giro a la….”

parqueo

luego después de varios intentos y de ver la cola de su carro muy cerca al que yo debía sacar, le dijo: “mire, es que yo soy buñuela*, BUÑUELA para parquear, no habrá quien me lo parquee?” Por Dios!!! Estuve a punto de ofrecerme, por solidaridad femenina o por pena ajena, no sé cuál de las dos.  Mujeres por favor, ¿para qué tienen camioneta si no la van a aprender a parquear?, nos quejamos del machismo de los hombres, de los comentarios frente a nosotras en dicha labor y salimos con esto, que tristeza. Por favor, cuando tengamos alguna dificultad de estas, busquemos ayuda, los tutoriales en internet abundan, las amigas solidarias o un familiar, pero no seamos facilistas.  Fueron de los minutos más largos de mi día y afortunadamente el señor no le alcahueteó como decimos coloquialmente y le dejo que se tomara su tiempo, cuando logré salir me dijo: “váyase, corra antes de que le dañen su carrito”.

Aquí unos links que encontré:

http://es.wikihow.com/estacionarte-de-reversa

https://www.youtube.com/watch?v=Tsa0NCcYv10

Espera el suceso # 2 de la semana dentro de poco y si prefieres escuchar esta historia con mi voz, por favor házmelo saber en un comentario para grabarla, así como ensayé hace poco.

*Buñuela: Además de ser una comida típica preparada de harina y queso, es usado como expresión para referirse a la poca habilidad o capacidad para ejecutar una tarea. Según la RAE, cosa hecha mal y atropelladamente.

¿Qué hacer para subir el ánimo, cuando todo pasa?

Si quieres escuchar la narración de este artículo, ve a este link: https://youtu.be/D9B0qW1Atv0

Pensando en el evento que acabó de pasar en nuestro país Colombia y en las historias que escuché o los comentarios que leí en redes, me puse a pensar en lo que sucede después de vivir una experiencia de adrenalina o emoción fuerte, que para muchos, incluyéndome, fue con la visita del Papa, pero para otros puede darse con una actividad que haya planeado por un buen tiempo y con toda la energía, como un viaje, contraer matrimonio, o simplemente un cambio en su rutina.

En mi caso, algunos me decían: “lo mejor es no irse por allá con tanto tumulto a pasar necesidades”, otros se mostraban indiferentes, tal vez por evitar el suceso o simplemente porque no les interesaba, otros contaban las razones, como justificándose a sí mismos para quedar más tranquilos, finalmente lo que pensé fue: “la mayoría de lo que queremos, implica un esfuerzo, ¿cuál estoy dispuesta a hacer?, ¿cómo si hacemos filas para otros eventos?”, y así fue como busqué compañía para aventurarme y esperar 2 horas bajo la lluvia el paso de ese gran ser humano, que no necesita hablar sino que con su sonrisa transmite tanto.

Volviendo a mi pensamiento inicial, lo que sucede, es que todo pasa, todo llega a su fin, algunas veces más rápido de lo que creemos o quisiéramos, como por ejemplo los recorridos de Francisco en el papamóvil, que en la mayoría de los casos fueron a buena velocidad, a no ser de que se hiciera un obstáculo de gente que obligara a disminuir el ritmo; y si no estamos preparados para enfrentarnos a esa vuelta a la realidad, a ese regreso a la rutina, es factible que sintamos un poco de desanimo, un vacío, algo dentro de nosotros buscando volver a sentirnos así de plenos y felices, entonces ¿qué hacer con esa emoción?

Creo que cada uno encuentra la forma de canalizar esa sensación, pero cuando las palabras de aliento no bastan, se me ocurrió recurrir a la música, primero decidí cantar, busqué en mi cabeza que canciones me generaban felicidad, y resulté cantando algo triste, así que recurrí a la herramienta más útil hasta ahora: google y escribí: “música para subir el ánimo” y me encontré esta lista:

http://www.culturaocio.com/musica/noticia-10-canciones-levantar-animo-20130821122037.html

Me conecté con la #4, la 6 y la 10.  Y tú?

Luego dije…está súper, pero es rock, debería irme por la corriente que venía experimentando, algo más espiritual y tranquilo, entonces escribí música religiosa, y encontré muchas opciones de música cristiana, que aunque yo soy católica, reconozco que la música de ellos tiene algo especial, me quedé con estas dos:  “Dame tus ojos” y “La Gloria de Dios”

https://www.youtube.com/watch?v=Sis63jS7H-Q

https://www.youtube.com/watch?v=KhaM8pr6Zec

Una de ellas dice:  ”Dame tu voz, dame tu aliento, dame el camino que debo seguir” y así poco a poco volví a entrar en la sintonía de las actividades diarias, pero esta vez, sonriendo, tal vez contagiada por la sonrisa del Papa, y por su mensaje de apertura que interioricé: “No se dejen robar la alegría” “No se dejen robar la esperanza”.

Fco2

Crédito de la foto: Maribel Giraldo en la Vía Las Palmas

 

 

Nueva obra: “Paz y textura”

Es la número 25, me suena a una buena cantidad, aunque en este caso la cantidad va asociada a la experiencia, la práctica, el aprendizaje, la posibilidad de buscar nuevas formas y retos; me importan más las sensaciones que el acto de pintar generan en mí, el momento en que lo hago, la circunstancia por la que estaba atravesando y por supuesto las sensaciones o reacciones que logro despertar en quién observa el resultado con el ojo de la valoración artística.

Este es “Paz y textura”, una obra de medidas 55 x 75 cms, al óleo, con espátula y textura, a la venta para quien vibre tanto como yo mientras la hacía.

Los tonos blancos significan recuperación, tranquilidad después de las tormentas, los verdes evocan poder y convicción para lograr resultados y el dorado con tonos ocre y sombras, significan acompañamiento superior y guía.

25. Paz y textura

Sí no lo deseas comprar y quieres contribuir de alguna forma para materiales, también es una forma de apoyar!!!, puedes hacerlo a través de mi cuenta en Payoneer, basta con informarme y te envío la solicitud.

 

 

Un resumen de las técnicas para resolver dificultades

Por aquí les dejo un resumen del último libro que me leí: “Conoce tus sentimientos, mejora tus relaciones”, aunque el género de autoayuda y superación a veces es rechazado, no podemos negar que hay material para rescatar y usar en algún momento de nuestras vidas, por ejemplo, ¿quién no ha tenido una diferencia con su pareja?

Estas técnicas, también pueden usarse en otro tipo de relaciones, pero el énfasis está en las amorosas.

new-piktochart_23888909_d516e1b0d87c9301b35379b5b8783cace162298f